120 AÑOS DE CLASES ININTERRUMPIDAS

Queridas familias, personal de la Casa y comunidad en general. Nos encontramos otra vez para celebrar en este mes de mayo, 120 años de educación ininterrumpida del colegio Nuestra Señora de Luján, una de las dos presencias que tenemos como Casa. Desde que los Salesianos nos instalamos en la Patagonia y el traslado hasta Rio Gallegos allá por 1886, venimos trabajando con la comunidad tratando de llevar y transmitir nuestros valores como institución. Esos valores que Don Bosco nos inculcó, el de encontrarnos con nuestros chicos y chicas a través del amor. De mostrar a Jesús como una opción de vida.


Luego de 120 años, seguimos bajo los mismos preceptos del carisma Salesiano, de tomar la vida como viene. Creemos firmemente en el factor de “actualidad” que estos valores contienen y aplicarlos a los ámbitos de educación como desafió indeclinable.
Los tiempos han cambiado, pero nuestra composición sigue siendo la misma. Seguimos viéndonos como una CASA donde el espíritu de familia genera relaciones de confianza; PARROQUIA, donde todas las actividades e intervenciones se plantean desde una visión trascendente de la vida; PATIO, donde el juego, el tiempo libre, el encuentro de amigos, se vuelven oportunidad de crecimiento y, en estos 120 años, ESCUELA, donde se testimonian y transmiten valores que ayudan a la madurez humana  de los chicos y jóvenes.
¡Salve Don Bosco Santo, joven de corazón!